Masaje Thai – Tailandés

Es una técnica de origen milenario creada por el Dr. Shivago, médico que atendía a Buda, con la intención de mantener su salud y la de sus discípulos en un estado óptimo.

Es un masaje muy diferente a lo que estamos acostumbrados ya que se realiza en el suelo sobre un futón, con ropa holgada y atendiendo a todo el cuerpo; Lo cual lo vuelve atractivo, curioso y quien lo prueba no queda indiferente.

Es una excelente manera de eliminar del organismo las tensiones provocadas por el ejercicio o por el estrés de la vida cotidiana, logrando así que el cuerpo se autorregule. Para conseguirlo se utilizan diferentes técnicas de digito-presión y estiramientos en las cuales el terapeuta utiliza diferentes partes del cuerpo como los pies, las manos, rodillas o codos.

Este masaje se caracteriza por ser un masaje fuerte y profundo en el que el terapeuta tiene la responsabilidad de valorar el grado de presión que va a utilizar dependiendo del umbral de sensibilidad que presente cada receptor.

Beneficios del Masaje Thai

El principal beneficio que nos aportará será la activación y la irrigación de la sangre en la zona trabajada. Esto permitirá mantener una buena salud en la zona. Al eliminar tensiones en la zona trabajada conseguiremos que se desbloquee esta parte del cuerpo y se recupere el tono muscular adecuado, logrando así soltar las articulaciones y así evitar la rigidez que provoca lesiones futuras.

El masaje tailandés no solo nos ayudará a mejorar nuestro estado general, sino que fomentará la movilidad articular y la flexibilidad de nuestro cuerpo. No solo nos ofrece ésto, sino que además nos ayudará a fortalecer las articulaciones y evitar así posibles lesiones derivadas de la actividad cotidiana o deportiva. A ésto hay que sumarle la conciencia corporal que tendremos, ya que la acentúa y mejora poco a poco, haciendo que controlemos mucho mejor nuestro cuerpo.

Una sesión de masaje Thai

Dura entre 60 y 90 minutos.

El ambiente para este masaje es de vital importancia, en un clima de relax y acogimiento motivado por una música y esencias aromáticas que invitan a profundizar en la relajación.